Blogia
Palabrita de escritor.

Literatura.

Novela

Novela

La semana pasada me llegaron los ejemplares de «Lo que Cervantes nunca habría escrito» y tenían bastantes errores. Así que los he tratado como si fuesen unas galeradas y he corregido todo lo que dificultaba la lectura de la novela.

A todos los de Hospitalet de LLobregat, no podéis dejar de leerla. A los demás, creo que os dejará un buen sabor de boca; pero claro, que va a decir el autor...

Por si os lanzais y quereis adquirir un ejemplar:

LO QUE CERVANTES NUNCA HABRÍA ESCRITO.

Se agradecerán las opiniones...

 

ISBN: 978-84-92580-33-0

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

Lo que Cervantes nunca habría escrito.

Lo que Cervantes nunca habría escrito.

Acabo de publicar mi última novela en un proyecto nuevo llamado Bubok, el cual patrocina el mismísimo Alberto Vázquez-Figueroa.

Si alguien desea adquirir un ejemplar, puede hacerlo desde ésta dirección:

http://www.bubok.com/libros/3264/Lo-que-Cervantes-nunca-habria-escrito

La novela trata en clave humorística, de un detective de Hospitalet de LLobregat al que le llega un caso bastante extraño: tiene que investigar que es lo que Cervantes nunca habría escrito.

Todas las opiniones serán bienvenidas -o no-.

 

 

Un Nuevo Bukowski

Un Nuevo Bukowski
En 1994 murió el escritor Charles Bukowski , rey de los parias, látigo de la clase media y fuego fatuo de la sociedad norteamericana.

Bukowski -Henry Chinaski para sus lectores-, vivió 73 años rodeado de botellas de vino, malas compañías y un padre severo, tosco y arrogante que no llegó a comprender nunca la alergia que le producía a su hijo el trabajo físico. Vivió en Los Ángeles, se crió en Los Ángeles, y es en esta ciudad californiana donde sitúa la mayor parte de su novelas y cuentos.

Yo llevo leyéndolo desde hace una década, emborrachándome con cada uno de sus libros, empapándome de ese cinismo que destilan sus obras. Porque Bukowski nunca fue un galán, ni un seductor de masas, ni un arrastrado de lo políticamente correcto. Bukowski siempre fue algo más. Fue un Escritor con mayúscula, alguien que creía en sus propias palabras. Se reía cáusticamente de la sociedad norteamericana, la maltrataba, la destruía con su prosa dejándola a la altura del betún. Hoy, tristemente, los que se sienten identificados con él son cuatro niñatos de universidad, pijos hasta la médula, gente de buena cuna donde la persona de Charles sería expulsada de inmediato. Sí, lo expulsarían, pero escriben imitando su estilo mordaz, su adicción a la bebida e incluso los lugares que el escritor frecuentó.

Y es que, Bukowski en la intimidad de su escritura fue todo un caballero. De las letras, sí, pero caballero al fin y al cabo. De esos que apenas quedarán unos cientos en los suburbios de Madrid, de Londres e incluso de Los Ángeles. Personas como él que aunque pobres, desechos de la sociedad, alternan el vino con la literatura y no les asusta el fracaso. Cientos quizá sean muchos, pero con uno sólo que hubiese ya nos podríamos dar por satisfechos. Bukowski siempre fue mucho Bukowski, por lo que engancha tanto como repugna, sobre todo a las viejas chochas de la Casa Blanca.

Por desgracia, todas sus novelas y cuentos me los tragué hace tiempo; y más de uno en varias ocasiones. Razón por la que, mientras leo otro tipo de literatura -en ocasiones incluso mejor que la de Bukowski-, pienso en que quizá haya nacido el nuevo Charles y que dentro de poco la humanidad disfrutará de esa literatura tan bestia y graciosa que nos regaló en su día el gran escritor y cronista de Los Ángeles, Charles Bukowski.

Rubén Parra y Martínez, 2006.

LO QUE CERVANTES NUNCA HABRÍA ESCRITO.

Pueden leer, si gustan de novedades literarias, el borrador de mi última novela. (En PDF).

LO QUE CERVANTES NUNCA HABRÍA ESCRITO.

Comentarios sobre el estilo o calidad del escrito, abajo por favor.

Entrevista.

Hace ya varios meses que me hicieron la primera entrevista literaria. Es bueno recordar, y estudiar lo que se dijo entonces. Hoy la he leído, y a parte de varios fallos mínimos, de estilo más bien, la he encontrado acertada. Juzguen ustedes mismos, que alabarme ya lo hago yo solito.

ENTREVISTA

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

Justa injusticia revertiana.

Justa injusticia revertiana.

No deja títere con cabeza, mi primo. El libro, que no es precisamente una novedad de estantería privilegiada en las galerías de la pérfida Alvión, sino más bien una obra entrada en años, me ha emocionado. Dispara, mi primo, contra todo y contra todos incluido a usted y a mí. Me refiero a "Con ánimo de ofender" de Arturo Pérez-Reverte. Son los artículos escritos en El Semanal si mal no recuerdo, recopilados y encuadernados para ofrecérselos al lector bien empaquetado. Para la dureza que destila la obra ya está bien que así sea.

Es recomendable su lectura, hasta el punto de que sabiendo que en exceso alabaré la obra, afirmo que no leerla es un gran pecado. Pecati mortalis. Pero es así, grande, espesa, larga en elucubraciones espléndidas. Un libro de cabecera para el ser humano que se precie de serlo.

Limpio, locuaz, y mordaz a más no poder.

Lean -por imperativo cultural- esta obra. Sin duda les encantará.

EL PINTOR DE BATALLAS, de Arturo Pérez -Reverte.

EL PINTOR DE BATALLAS, de Arturo Pérez -Reverte.

Magistral la última novela de Arturo Pérez-Reverte, la que nos lleva al centro del mayor conflicto habido y por haber; el conflicto humano.

Verán. No toda la novela transcurre entre esa cita de mayor relevancia en los medios de comunicación con respecto a esta obra, esa que explica la normalidad del ser humano en las guerras y la anormalidad existente en occidente, en el mundo pacificado. Hay más. Mucho más. Con trazos de veterano pintor, Arturo nos dibuja una novela sobre el lienzo de la guerra, usando a modo de suaves pinceladas, la barbarie, el horror y la depravación de la naturaleza del Hombre como condición misma de nuestra especie.

Pero no es lo único. El autor hace una incursión profunda en el amor a una mujer, a una de esas féminas a las que Pérez-Reverte nos tiene acostumbrados, de corazón duro, en ocasiones cruel pero que sabe -de forma casi profesional- conquistar a un hombre, meterse en sus entrañas, y quizá lo más utópico, cambiarlo. Este aspecto, la descripción de la vida del protagonista con la mujer, puede paracer algo forzado y en ocasiones se alarga más de lo deseable, pero no le quita ni mucho menos importancia o calidad al conjunto artístico de la obra.

Los dialogos entre los dos personajes principales están muy bien elaborados, con esos toques literarios de premio nobel con los que nos engancha el autor de la Reina del sur, El maestro de esgrima y otras perlas de este calibre. Los dialogos: se ponen altos, orgullosos en ocasiones. Y en otros momentos parecen nobles, sinceros.

Filosofa y mucho Arturo en esta novela, pero lo hace a lo revertiano, con lucidez, enseñando las cartas, sin engaños. Claro que el libro va de eso, de dos personas que filosofan antes de que uno mate al otro y es por esa razón por la que la filosofía se respira en cada linea.

 

Pero no es todo. Ya les contaré una vez finalice su lectura.

NINGUNA GUERRA SE PARECE A OTRA

NINGUNA GUERRA SE PARECE A OTRA Altamente recomendado.
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres